jueves, 3 de mayo de 2018

¿VOLVER A COMPRARSE O REDENCIÓN?

LA FE DEL CANDIDATO Y EL ADIÓS A LA CONFIANZA

¿VOLVER A COMPRARSE O REDENCIÓN?
Las religiones como culturas tienen características especiales que las diferencia de los comportamientos sociales los cuales transforman actitudes en valores y acciones repetidas en el tiempo en costumbres convirtiéndose estas en formas de vida o cultura.

En el aspecto social no es fácil cometer algún error y resurgir sin eliminar alguna de las bitácoras que nunca olvidan. Lo social no esta exento de relacionarse con lo político. Los seres humanos somos sociables por naturaleza (gregarios) y con tendencia a la organización política (estructura, jerarquía, roles). Esa forma de proceder del ser humano no cambia. Es común a toda la especie humana en el mundo. 

Ademas de organizarse socio-políticamente la humanidad tiene una forma de buscar refugio fuera de su ser, buscando siempre el responsable de su existencia, predestinando sus acciones, utilizando el sentido de continuidad mas allá de la muerte, entregando su origen e identidad a un Ser con Calidad Divina o Universal (Omnipresente). Es lo que denominamos Religión (creencia, fe).

La fe cristiana tiene un dogma muy interesante con el que el creyente reconoce que sus pecados (errores) son perdonados y que ese hecho es logrado por el regreso a la vida (resurrección) con el supuesto ritual en el que se vence o regresa de la muerte. Con esta acción Jesucristo, que no es esclavo, retoma o compra saca el alma ya empeñada (se apropia o toma para sí), todos los errores humanos y limpiando o reiniciando la nueva vida. reivindicando al ser humano a un estado de vida y derechos renovados, libre de las imperfecciones que lo describían o caracterizaban débil o pecador.

Pero, estas condiciones propias de la estructura religiosa nunca serán efectivas en la realidad socio-política, cultural y económica en que vive. Es decir, el ser humano puede redimirse como ente religioso, pero nunca le sería fácil hacerlo como ser social o político, siempre y cuando la suerte esté de su lado o la ignorancia de la gente que le sigue siga latente esperando caer nuevamente sin darse cuenta en la trampa que hace un tiempo olvidó o lo mantuvieron inmerso como sombi insensible.

La globalización de las relaciones del mundo actual hacen del espacio terrestre una aldea donde cualquier punto en el globo es cercano, accesible, comunicado, conectado en todo. Usted como ser global no se escapa esta medido localizable, numerado y archivado. Su historia no es borrable, reiniciable, ni posee condiciones para resucitar. Porque en algún momento alguien actuará como bitácora social, condenándole o arrastrándole por siempre por el/los errores cometidos hayan sido pagados o no.

Entonces podemos hacernos algunas interrogantes:
1- Acaso es posible REDIMIRSE políticamente sin adherirse a un liderazgo emergente?

2- Es posible reconquistar la posición de liderazgo que se ha perdido luego de tomar medidas desesperadas o desacertadas (no convenientes) en procesos  políticos complejos?

3- ¿Puede el actor político retomar o re-negociar su liderazgo y presentarse como Ave Fénix renovado, libre del historial de errores políticos pasados?.

Es lo que denominamos políticos con el rumbo perdido. La percepción del camino u horizonte con características de rumbo perdido esta lleno de espejismos o simples reflejos esperanzados tanto de si mismo como de sus seguidores desmoralizados tratando de atrapar algunas lianas con aparente o suficiente liderazgo que pueda sostenerlos.

La Redención Política no será posible conseguirla así de simple entre la masa política humana, porque de seguro que habrá que hacer malabares con algunos o muchos de los militantes que fueron conquistados, re-negociados, comprados o simplemente adheridos por convicción o convencimiento. 

Por lo que existe  dos posibles situaciones que simulan ser la solución (siempre con tendencia negativa para ambos lados):

a) Convertirse en la muleta de apoyo de otro político con liderazgo enraizado y fuerte.

b) Comenzar a recorrer la misma ruta tratando de reconquistar el espacio perdido haciendo caso omiso a los ojos históricos de quienes apoyaban la imagen proyectada antes.

Un AS bajo las mangas

Una forma en que se puede redimir un político surgido de las masas es cuando el poder económico, en alianza con el poder político, promueve una imagen política como una persona no marcada por medidas políticas erradas o suicidas. En este caso, el político buscaría apoyo a futuro para mantenerse en la cima o evitar el indeseable olvido.

También otra forma sería buscando el apoyo de las inocentes masas religiosas dándole espacio de participación o poder a los lideres religiosos que se mantienen cuidadosos (pero no alejados) y recelosos (pero no desinteresados) de las mieles del atrayente poder y/o  autoridad política que posee el Estado con su organismo de control por excelencia denominado gobierno (en todas sus formas de representación de masas).

Conclusiones

1- Redimirse políticamente no es sustentable en el tiempo. (¿Puede defenderse esta tesis?)

2- Existen posibilidades de Redención política, pero la conveniencia no es rentable para el que la necesita. Siempre estará condicionada bajo acuerdos en los que es mejor aceptar para no quedar en el olvido o fuera del poder o tener que desaparecer gradualmente por desmoralización de los seguidores o militantes.

3- Los movimientos, partidos, instituciones, individuos que han intentado redimirse terminan aceptando las condiciones de los emergentes porque su limpieza les garantiza la supervivencia y a los otros la administración de algún espacio o estructura institucional de poder (aspecto parcial y cuestionable). Si algo sucede en ese espacio la solución es fácil: desvinculación de las responsabilidades y culpabilizacion de los errores por causas o raíces históricas hundiéndose cada vez mas y para siempre en sus aspiraciones a la toma del poder.

4- ¿Usted trata de REDIMIRSE? Piense bien antes de perder su rumbo. Planifique su futuro observando bien su historial. Organice su estructura con VISIÓN PROPIA. Pues llegado el momento en que algún SANSÓN REMUEVA los pilares del templo que le acogió, USTED puede colocarse o encontrarse en una buena posición donde sus pies puedan librarlo de la muerte por desmoralización u olvido de las masas debido a su falta de prudencia o tacto político y administrativo en su momento de clímax mas alto de la carrera política que usted optó o lo escogieron.

5- INTENTE REDIMIRSE evitando aliarse a sus aventajados políticos o antiguos enemigos para que no tenga que cargar o arrastrar con los errores o pecados de ambos sólo porque no le quedaban mas opciones o por simplemente sobrevivir.

Dedicado a los buenos entendedores, de ninguna forma para resentidos.

Bendiciones
Samuel Moncion (CEO)

Licencia de Creative Commons
¿VOLVER A COMPRARSE O REDENCIÓN? by Samuel Monción is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 4.0 Internacional License.
Creado a partir de la obra en https://inteligenciacriticasm.blogspot.com/2018/05/volver-comprarse-o-redencion.html.

Gremialismo docente y ADP

¿Donde están esos votos de OCTUBRE 2018?  Los profesores en elecciones nos conocemos y al final todos nos queremos. Gremialismo docen...